Luis Lopez

16.nov.2015 / 09:48 am / Haga un comentario

Después de dos años enfrentando todo tipo de conspiraciones, guerras psicológicas, violencia callejera y de estar denunciando una guerra económica, parece ser que el gobierno esta empezando a tomar conciencia de que es una guerra de verdad y toma medidas para detenerla.

Como lo que no mata fortalece, es un momento estelar para sentar las bases de un estado funcional donde un pequeño grupo no se apropie de las riquezas que nos corresponden a todos los venezolanos.

Es deber del gobierno es controlar la vida económica del país para lograr una mas justa distribución de la riqueza, ya que actualmente empresarios y comerciantes viven en el paraíso del capitalismo salvaje, formando verdaderas mafias que desangran los bolsillos de los ciudadanos, pagando sueldos a 6.30 Bs y vendiendo los productos a lo que marca dólar today.

Los estados desarrollados, limitan los márgenes de ganancias, pues de no hacerlo unos ciudadanos se apropias indebidamente de los recursos de los demás siendo incierto que las fuerzas del mercado pueda ejercer algún tipo de control sobre grupos económicos poco éticos y organizados de forma delincuencial.

El reto del gobierno es defender la capacidad adquisitiva de sus ciudadanos, permitiendo un margen de ganancia que estimule el trabajo y la inversión, sin aceptar abusos contra los ahorros del resto de la población.

Si el gobierno no usa todo el poder que le da la democracia para frenar a esta gente que en abierto desacato vulnera los derechos de los demás, con la expresión tan venezolana desde tiempo de la colonia de “se acata pero no se cumple”, la permanencia de esta revolución será fuertemente cuestionada. En una guerra debe aplicarse todo el peso de la ley y todo el personal que haga falta para derrotar de una vez y para siempre las ambiciones desmedidas, al mismo tiempo perseguir con saña a cualquier funcionario que se alíe o sea cómplice de ellos. Solo así se permitirá que pasemos de este capitalismo a un socialismo real.

Esta labor debe ser tenaz, seria, decente, persistente en el tiempo e implacable con los sinvergüenzas de cualquier grupo, pues antes que privilegios y consignas políticas esta la vida de la patria que esta siendo asediada por enemigos externos poderosos y enemigos internos llenos de odio y deseos de provocar daños irreversibles a todo lo que huela a pueblo, sin importar dañar también a Venezuela pues cual marido maltratador abandonado, en su mente tiene la consigna “si no eres mía no serás de nadie”.

Confiemos en la conciencia y la fuerza del pueblo venezolano, ganemos estas elecciones y luego nos tocara el control de daños y revisión profunda de todas las instituciones para sentar las bases de un solido estado que evite desmanes de cualquier tipo.

Luis J. Lopez H.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.